El arduo camino hacia la baja de impuestos

Rúbrica. El pasado 16 de noviembre se firmó el Consenso Fiscal entre los gobernadores y el Ejecutivo nacional. (La voz / archivo)

La implementación del acuerdo fiscal presenta varias complicaciones para ser llevado adelante. Municipios, en el dilema de reducir tasas

En noviembre del año pasado, los gobernadores y el Gobierno nacional se pusieron de acuerdo para implementar una rebaja gradual de impuestos en todo el país. El llamado “consenso fiscal” se pactó para que, en cascada, se llevara adelante, primero, por las provincias y, luego, en los municipios de todo el país.

Se trata de dinero. Y mucho. Tocar un impuesto significa desequilibrar las cuentas de los gobiernos locales, que cuentan hasta el último peso de sus recaudaciones diarias.

Por eso, la implementación del acuerdo fiscal, que está comenzando, presenta varias complicaciones para ser implementado. Si bien el consenso prevé un plazo de varios años en su mapa de aplicación, provincias como Córdoba ya modificaron el valor de algunos impuestos (se bajó, por ejemplo, Ingresos Brutos), lo que impactará en el dinero que luego se reparte entre los municipios.

PRIMER PLANO. Municipios, en el dilema de reducir tasas

Pero hay más. El Ministerio del Interior también está relevando en todo el país qué tasas cobran los municipios y por qué lo hacen. La intención del Gobierno nacional es que los ciudadanos no paguen impuestos “encubiertos” y que todo tenga su contraprestación en servicios.

En nuestro Primer plano de hoy, abordamos el dilema de los municipios cordobeses a la hora de pensar sus finanzas de los próximos años. Bajar tasas se presenta como una obligación, pero no así dejar de percibir ese dinero tan necesario para la administración, las obras y los servicios,

En el informe de hoy, hacemos un repaso de las posiciones de la Nación, la Provincia y los municipios, y se reflejan los diferentes escenarios que se anticipan en Córdoba. Además, hay un resumen de lo que cobran las municipalidades más importantes de la provincia en las facturas de los servicios de luz, de gas y de agua, entre otros.

La suma de todos los recortes hace temblar a los responsables de las diferentes administraciones locales, pero el no cumplimiento de lo acordado podría traer más consecuencias.

Edición Impresa
El texto original de este artículo fue publicado el 13/03/2018 en nuestra edición impresa. Ingrese a la edición pdf para leerlo igual que en el papel.
En esta nota
Comentá esta nota